miércoles, 10 de mayo de 2017

Helado de cheesecake (tarta de queso)

Queda oficialmente inaugurada la temporada de helados en mi casa con este sabor que tanto nos ha gustado... Quise utilizar para la elaboración, galletas Lotus (al caramelo) en lugar de Digestive, ya que son las que siempre tengo en casa, porque nos encantan a rabiar y mermelada de frutos rojos casera que igualmente siempre tengo en la nevera porque es mi favorita además ese toque un pelín ácido de la mermelada, contrasta a la perfección con el exceso de azúcar por la leche condensada y el azúcar invertido. Desde que me regalaron la heladera hace ya dos o tres años, no he dejado de probar nuevos sabores y he de decir que nos gustan todos jeje a parte de que creo que la tengo ya más que amortizada, porque es llegar esta época y la pobre no para... He leído en varias ocasiones, que hay gente que la tiene sin estrenar guardada en un armario (NO HAGÁIS ESO POR FAVOR) busca una receta fácil, esta por ejemplo la tienes en 5 minutos, investiga, prueba, pero úsala, porque no hay nada mejor cuando llega el verano que comerse un helado recién hecho y con ingredientes caseros a la hora del postre... Hazme caso y al lio ¿eh? 
























Ingredientes:

-1 Tarrina de queso crema o mascarpone (el que mas te guste)
-300 ML de nata para montar (35% materia grasa, mínimo) que esté bien fría
-1 Cucharadita de esencia de vainilla
-30 Ml de azúcar invertido (receta aquí)
-180 Gr de leche condensada
-2 Yogures griegos
-8/10 Galletas Lotus (al caramelo) o Digestive
-250 /260 Gr de mermelada de frutos rojos (receta aquí) o de fresa

Preparación tradicional:

1. En un bol grande echamos todos los ingredientes (excepto las galletas y la mermelada) el queso, la nata, la vainilla, el azúcar invertido, la leche condensada, y los yogures, con unas varillas manuales o eléctricas batimos aproximadamente durante un minuto 
2. Llevamos la mezcla a la nevera durante al menos media hora y mientras vamos machacando las galletas para que nos queden en trocitos no demasiado grandes
3. Ponemos nuestra heladera en marcha y vamos incorporando la mezcla por el bocal, dejamos mantecar de 30 a 40 minutos, (según indica el fabricante)
4. Una vez terminado el tiempo, incorporamos la galleta, mezclamos bien, colocamos el helado en un recipiente con tapa y meteremos en el congelador un mínimo de 5 horas
5. Antes de servirlo, sacamos del congelador unos 10 minutos y servimos acompañado de unos barquillos, sirope de fresa, etc...

6. Si no tenemos heladera, colocamos la mezcla en un recipiente con tapa (apto para congelación) y pasados 45 minutos sacamos del congelador, batimos con unas varillas o cuchara grande enérgicamente, esto lo hacemos para romper los cristales de hielo que hayan podido formarse, volvemos a meter al congelador y pasados otros 45 minutos volvemos a repetir la misma operación, luego dejamos congelar un mínimo de 4 horas, sacamos del congelador unos 10 minutos antes de servir y acompañamos de unos barquillos, sirope de fresa, etc...


Preparación con Thermomix:

1. Ponemos la mariposa en las cuchillas e incorporamos todos los ingredientes al vaso (excepto las galletas y la mermelada) el queso, la nata, la vainilla, el azúcar invertido, la leche condensada, y los yogures, programamos 1 minuto, velocidad 3 y medio
2. Llevamos la mezcla a la nevera durante al menos media hora y mientras vamos machacando las galletas para que nos queden en trocitos no demasiado grandes
3. Ponemos nuestra heladera en marcha y vamos incorporando la mezcla por el bocal, dejamos mantecar de 30 a 40 minutos, (según indica el fabricante)
4. Una vez terminado el tiempo, incorporamos la galleta, mezclamos bien, colocamos el helado en un recipiente con tapa y meteremos en el congelador un mínimo de 5 horas
5. Antes de servirlo, sacamos del congelador unos 10 minutos y servimos acompañado de unos barquillos, sirope de fresa, etc...

6. Si no tenemos heladera, colocamos la mezcla en un recipiente con tapa (apto para congelación) y pasados 45 minutos sacamos del congelador, batimos con unas varillas o cuchara grande enérgicamente, esto lo hacemos para romper los cristales de hielo que hayan podido formarse, volvemos a meter al congelador y pasados otros 45 minutos volvemos a repetir la misma operación, luego dejamos congelar un mínimo de 4 horas, sacamos del congelador unos 10 minutos antes de servir y acompañamos de unos barquillos, sirope de fresa, etc...



¡¡¡Irresistiblemente bueno!!!